De nieves eternas y bailes bajo la lluvia

El mes de septiembre en SEK Les Alpes ha estado lleno de acontecimientos, pues no solo hemos avanzado en el ámbito académico, pero hemos disfrutado de divertidos fines de semana.

Nuestro primer sábado en Saint Nicolas de la Chapelle fue bastante tranquilo. Conocimos la zona, haciendo una caminata por el pueblo, saludando a varios de nuestros vecinos más caprinos y viendo los alrededores. Además, tuvimos la suerte de acabar el día tomando el sol y dándonos un baño en el lago de Flumet.

El domingo 11 de septiembre fue aún mejor ya que fuimos al WAM Park y disfrutamos de sus Water Games. Para aquellos que han visto «Gran Prix» o «Humor amarillo», todas esas caídas aparatosas y resbalones también estuvieron a la orden del día. Terminamos el día en el Parc Olympique de Albertville, donde hicimos un picnic y paseamos entre los puestos de segunda mano.

El siguiente fin de semana, comenzamos con un viernes de juegos en el patio del colegio: el pañuelo, submarino, pilla-pilla encadenado… Y un sábado de relax, en el que nos favoreció el buen tiempo, por lo que fuimos a parque donde jugamos y también descansamos con el objetivo de coger fuerzas para la caminata del domingo.

Nuestro domingo fue mágico, pues pudimos ir hasta Chamonix y visitar las cumbres nevadas del Mont Blanc, así como pasear por la bonita ciudad alpina. Iniciamos la jornada con la subida en teleférico a Aiguille du Midi (3.842m), a media mañana comenzamos nuestra ruta hasta Montenvers, desde donde descendimos en un tren cremallera hasta el propio pueblo de Chamonix. Finalizamos el día paseando por Chamonix y deleitándonos con las crepes y gofres del lugar.

El siguiente fin de semana, del 23 al 25 de septiembre, el tiempo no nos acompañó y, aunque no pudimos realizar el descenso de cañón tan esperado, hicimos algo igual de divertido. Comenzamos el viernes con una tarde de peli y juegos de mesa y el sábado, acabamos yendo a Katapult, un parque lleno de camas elásticas.

Además, que no se diga que en los Alpes solo se hace deporte o estudia, ¡también somos solidarios! El domingo 25 desafiamos la lluvia para acudir a la quinta edición de “Las Virades de l’Espoir”. Nuestros alumnos se mostraron muy solidarios: compraron comida en los puestos, participaron de varios de los juegos e incluso se llevaron algún souvenir. Y para finalizar, supieron animar la reunión al ritmo del «Asedejé», «la Macarena» o «Saturday Night».

¡Diversión sin fin!

Este fin de semana la diversión y el buen tiempo han sido los protagonistas. El viernes tras acabar una intensa jornada de clases, aprovechando el tiempo tan soleado, bajamos al lago de Flumet a tomar el sol, bañarnos y practicar el deporte que más nos gusta, el futbol. 

Al día siguiente, el sábado, como fuimos unos campeones el fin de semana anterior tras realizar la primera etapa del Adventure Journey para obtener la mención el Duke of Edinburgh, nos merecíamos un día de disfrute y emociones en el Parque de Atracciones de Walibi. Allí disfrutamos de una jornada intensa y aprovechamos todo lo que el lugar nos ofrecía: atracciones, espectáculos, casetas de pruebas, numerosas tiendas de refrescos y snacks. Repetimos varias veces en las atracciones que más nos gustaron como las montañas rusas de Mystic, Timber, Totem y nuestra gran favorita, ¡Generator! Fue un día increíble y aunque hacía un poco de calor ese día, lo disfrutamos al máximo.

Finalmente, repetimos el domingo en el lago de Flumet donde recargamos las pilas para esta semana. Disfrutamos de una jornada chill entre baños, juegos, risas, deporte y siempre mucha alegría. ¡A por nuestra última semana!

Duke of Edinbrugh –> Adventurous Journey!

Dans le cadre du programme Duque of Edimburg et notamment pour la partie «journée de l’aventure», nos élèves se sont préparés tout au long du 3 ème trimestre en faisant des parcours d’orientation et des randonnées en cours d’éducation physique.Ils ont aussi bénéficié d’une journée de formation aux premiers secours (PSC 1) avec des professionnels.Ce week-end c’était donc la 1 ère excursion avec nuit en refuge.

Tout une aventure qui a débuté le vendredi où chaque groupe de 4 a fait les achats de victuailles en respectant la liste élaborée en amont et le budget alloué. Ensuite il y a eu la distribution des sacs de randonnée, sacs pour dormir, lampes frontales, trousses à pharmacie et couverture de survie. Chacun a préparé ses vêtements, affaires nécessaires pour les 2 jours et a pu commencé à faire son sac à dos.Samedi après le brunch, les élèves se sont répartis la nourriture, l’eau, ont chargé les sacs dans l’autocar et nous sommes partis direction Sallanches.Sac sur le dos, chaque groupe, munis d’une carte IGN 1/25000, s’est mis en route direction le refuge de Doran en effectuant plusieurs arrêts à des points indiqués sur la carte par Christine.

Tout s’est bien passé et malgré presque 1000 mètres de dénivelé nous avons rallié le refuge en moins de 4 heures.Après avoir pris possession des 2 dortoirs qui nous étaient attribués nous avons pu profiter des paysages, de la beauté et la tranquillité des lieux tout en jouant aux cartes.Puis est venue l’heure de préparer le repas, et s’est dans une joyeuse ambiance que chaque groupe a fait cuire ses pâtes, son riz, ses saucisses… et s’est bien régalé !Vaisselle, nettoyages et tout le monde a encore profité du grand air au son des cloches des vaches montées à l’alpage, avant d’aller se coucher pour un repos bien mérité.Dimanche nous nous sommes levés à 8 heures et après avoir rangé la chambre il a fallu préparer le petit déjeuner et se mettre en route pour une nouvelle randonnée.Toujours en nous orientant avec la carte, nous sommes allés jusqu’au chalet de Mayères avant de commencer la descente jusqu’à Sallanches. Et c’est à ce moment là que nous avons eu la pluie et qu’il a fallu sortir les imperméables. Nous avons été bien mouillés mais heureusement il s’est arrêté de pleuvoir et nous avons terminé notre randonnée avec le soleil.

De retour au collège nous avons tout mis à sécher et pris une bonne douche, riches d’une nouvelle expérience vécue en commun avec un bon esprit d’entreaide et appréciée par tous !

FIN DE SEMANA PASADO POR AGUA

Creo que todo el alumnado coincide en que este fin de semana ha sido uno de los más divertidos de nuestra experiencia alpina. Hemos disfrutado muchísimo y a la vez hemos tenido tiempo de recargar pilas.

El viernes por la tarde hicimos diferentes actividades, desde jugar a fútbol y voleibol a nadas en la piscina. Además, también tuvimos la oportunidad de ponernos morenitos tomando el sol mientras escuchábamos música. Una tarde de relax perfecta tras nuestra intensa jornada escolar.

El sábado tuvimos una de las actividades acuáticas más esperadas. Nos levantamos un poco más tarde de lo habitual, fuimos en autobús hasta el lago Versants d’Aime, en el que comimos y nos dimos un baño antes de encaminarnos hacia el lugar en el que nos esperaban las barcas… ¡para hacer rafting!

El rafting es un deporte de aventura que consiste en descender en una embarcación sin motor por un río de aguas bravas. Hicimos distintos grupos y nos aventuramos río abajo. Navegamos sorteando los distintos rápidos, nadamos, saltamos, ¡fue toda una aventura! Es una lástima que no pudiéramos llevarnos móviles para inmortalizar nuestra experiencia, aunque es un recuerdo que no olvidaremos nunca.

El broche de oro del día lo puso la victoria del Real Madrid contra el Liverpool en la Champions, partido que vimos todos juntos y nos tuvo 90 minutos en vilo.

El domingo fue un día mucho más relajado. También pudimos levantarnos más tarde para estar bien descansados y bajamos al lago de Flumet. Pasamos todo el día tumbados en el césped tomando el sol, nadando, jugando en el agua, practicando distintos deportes… ¡Nos lo hemos pasado genial!

Entre Milán y Turín

El pasado fin de semana, tuvimos la oportunidad de hacer nuestro anhelado viaje a Italia, donde visitamos dos de las ciudades más emblemáticas del norte del país, Milán y Turín. La primera es la capital mundial de la moda, cuna del teatro de Ópera y sede de múltiples maravillas arquitectónicas, empezando por su catedral. La segunda, es una importante ciudad de negocios, con mucha presencia en la política y con una amplia historia por ser la sede de la dinastía Saboyana durante cientos de años.

Empezamos nuestro viaje el viernes después de comer. Camino a Milán, paramos en la pequeña ciudad fronteriza de Aosta, donde tuvimos la oportunidad de pasear por sus calles y ver algunas de sus monumentos, como el Arco de Augusto o la Porta Praetoria, ambos de origen romano. Además, muchos de los niños aprovecharon para comprar su primer «gelato» italiano, más rico, denso y cremoso que los helados a los que estamos acostumbrados.

Una vez llegamos al hotel, nos deleitaron inmediatamente con una cena de pasta «al dente» con berenjena, ¡estaba deliciosa! De hecho, nuestro menú ambos días no ha podido ser más local: la pasta y la pizza han sido los platos estrellas en nuestro viaje.

El sábado amanecimos temprano pues queríamos entrar a ver el estadio del San Siro según abrieran sus puertas. Después de visitar el museo, en el que exponían las copas ganadas, camisetas de sus grandes jugadores y nos contaban la historia del AC Milán y el Inter de Milán, pudimos entrar en el recinto. Visitamos los vestuarios de ambos equipos, el pasillo de prensa, salimos al campo por la puerta del Inter, nos sentamos tanto en banquillo como los gradas, y obviamente, pasamos por la tienda oficial, donde la mayoría compró un recuerdo.

Tras la visita al estadio, fuimos directos a la catedral de Milán. El Duomo es una de las edificios góticos más grandes del mundo y también de los más visitados. Una vez entramos, pudimos observar sus vidrieras de colores, sus enormes pilares fasciculados o sus bóvedas de crucería, aunque lo que más nos hacía ilusión, era subir a la azotea y contemplar las vistas entre los chapiteles, gárgolas y contrafuertes.

Después de comer una pizzas deliciosas en pleno centro, los niños tuvieron tiempo libre por la zona comercial y la plaza del Duomo, tras lo cual, empezamos nuestro tour turístico en las Galerías Vittorio Emanuel, un edificio conocido por su estructura de hierro y cristal, grandes murales y, ¡como no!, por contar entre sus tiendas con marcas como Prada, Louis Vuitton o Gucci.

Nuestro recorrido continúo por la Piazza Mercanti, el teatro de La Scala, la pinacoteca de Brera y el Castillo Sforzesco. Tras descansar en uno de los patios de la fortaleza y retomar fuerzas, seguimos nuestra ruta hasta Santa María de la Grazie y la Basílica de San Ambrosio, para terminar nuestro recorrido en el Barrio de Navigli, donde volvieron a tener un ratito de tiempo libre entre los puestos de los canales.

El domingo salimos pronto rumbo a Turín y empezamos nuestro recorrido en el punto más alto de la ciudad, el mirador del Monte dei Capuccini. Continuamos nuestra ruta deteniéndonos en la iglesia de la Gran Madre de Dio, donde pudimos escuchar el órgano y al coro desde la entrada. A continuación cruzamos el río Po para pasear por la Piazza de Vittorio Veneto y continuamos para ver los palazzos de Carignano y Madama, este último en la gran Piazza del Castello.

Nuestra siguiente parada fue el Museo del Cine en la Mole Antoniellana, donde vimos las primeras cámaras y mecanismos de grabación, observamos películas antiguas, pancartas de estrenos, estudios de edición y mil cosas más. La visita terminó con la subida en el icónico ascensor para ver Turín a 166 metros de altura.

Tras comer en un restaurante local, los niños tuvieron tiempo libre. Quedamos en la Piazza San Carlo, otra plaza muy importante de Turín debido a su tamaño, galerías comerciales y por la presencia de las iglesias de Santa Cristina, San Carlo y la estatua ecuestre de Emmanuel-Philibert de Saboya. Allí iniciamos nuestro recorrido final: la Catedral de Turín, la Porta Palatina y, finalmente, el bus nos recogió junto a los Jardines Reales.

VIA FERRATA Y CURSO DE PRIMEROS AUXILIOS

¡Este fin de semana ha sido de lo más intenso! Como el tiempo nos ha acompañado durante los tres días, hemos aprovechado para estar al aire libre. El viernes, como de costumbre, bajamos al lago de Flumet para bañarnos, tomar el sol y jugar a distintos deportes (fútbol, béisbol, etc.). Por la noche vimos una película todos juntos para reponer fuerzas, ya que teníamos la agenda completa para el resto del finde.

El sábado hicimos nuestra actividad deportiva estrella del fin de semana: la vía ferrata. Nos desplazamos en bus hasta un lugar de ensueño, ¡qué suerte tenemos de vivir en los Alpes! Una vía ferrata es un recorrido de montaña que sigue un trayecto vertical u horizontal, equipado con distintos elementos artificiales como grapas, clavijas, puentes colgantes, cadenas o tirolinas que nos ayudan a progresar y nos permiten alcanzar zonas de difícil acceso.

A pesar de estar convirtiéndonos en expertos en escalada gracias a nuestras clases de educación física, agradecimos tener esos puntos de apoyo cuando el camino se hacía complicado. Nos equipamos con todos los elementos de seguridad y material específico (casco, arnés y cabos de anclaje) para disfrutar de la actividad sin peligro alguno.

Tras el recorrido, disfrutamos de una barbacoa al aire libre, ¡la hicimos nosotros solos! En nuestro menú, además de carne, había nubes de postre. Fue genial hacer la digestión al sol y bañarnos en el río, además de hacer una pequeña ruta en la que pudimos ver unas cascadas preciosas.

El domingo fue un día muy importante ya que realizamos el curso de primeros auxilios de montaña, necesario para nuestra futura aventura del Duke of Edinburgh. El curso tuvo lugar en la residencia y alrededores, y fue impartido por el Cuerpo de Bomberos.

Aprendimos un montón de cosas útiles: cómo vendar una herida, hacer un torniquete, el masaje cardiorrespiratorio, la posición de seguridad, cuándo y cómo utilizar un desfibrilador, etc. Nuestros instructores nos impartieron el curso en francés, por lo que además de todo lo que nos enseñaron, ¡pudimos practicar el idioma!

Viaje al centro de la tierra

La espeleología es siempre una actividad estrella en SEK Les Alpes, una oportunidad única de adentrarnos en las profundidades sin saber qué nos vamos a encontrar. Vestidos para la ocasión, tuvimos la oportunidad de adentrarnos en las cuevas y poder ver a algunos de sus inquilinos, como los murciélagos todavía en hibernación.

En un recorrido en el que las galerías parecían no tener fin, pudimos maniobrar gracias al rapel y la vía ferrata. Observamos las formaciones rocosas, las estalactitas y estalagmitas, así como las pozas naturales que se producían por la filtración de la nieve y el hielo de las montañas, una vez se derretían en primavera.

En Saint Aupre, que es el lugar donde se desarrollaba la espeleología, encontramos una exposición de tecnología. El objetivo del evento era mostrar que las nuevas tecnologías pueden ser útiles y que no debemos quedarnos relegados solo al uso del teléfono, sino que hay una gran variedad de aplicaciones y herramientas que nos permiten aprender y divertirnos.

Además, contaba con una muestra de videojuegos antiguos, del 80 al 2000, y espacios lúdicos donde pudimos aprender varias hechos interesantes: ¿cuántas pedaladas tendríamos que dar para poner una lavadora a 60 grados? ¿y para hacer funcionar una batidora y triturar algo?

Cualquier oportunidad es buena para practicar francés.

El domingo, la asociación de padres del Colegio de Saint Nicolas, pusieron en venta un montón de excelentes pasteles para recolectar fondos para el viaje de los pequeños al mar. Así que aprovechamos la oportunidad de hacer una buena obra y subimos a desayunar al pueblo.

Para finalizar, tuvimos la oportunidad de hacer un picnic junto al lago de Flumet y darnos el primer baño de la temporada. Al fin y al cabo, el verano está a la vuelta de la esquina.

Tirolinas entre árboles y naturaleza

El ritmo no para en SEK Les Alpes y prueba de ello es nuestro extenso programa de actividades, ahora disfrutando al máximo el buen tiempo que nos trae la primavera.

Por ello, este fin de semana hemos aprovechado para hacer todo tipo de actividades al aire libre. El viernes bajamos a la zona recreativa de Praz-sur-Arly para realizar diferentes juegos, ¡incluso nos atrevimos con el ajedrez gigante!

El sábado por la mañana nos desplazamos a Notre-Dame-de-Bellecombe para seguir con nuestro programa de actividades. La ubicación de nuestro colegio es una suerte, ya que a escasos kilómetros de distancia contamos con minigolf al aire libre, pistas de voleibol, baloncesto y fútbol. Aprovechamos la tarde para relajarnos un poco, descansar y ver una película todos juntos.

El domingo tuvo lugar nuestra actividad estrella, ya que tras haber superado todos los retos en Fort de Tamié en el primer trimestre, nos atrevimos con las tirolinas de ACRO’ Aventures, en Talloires-Montmin. Se nota la práctica ya que esta vez no nos hemos dejado ni un obstáculo entre árboles por probar. El broche final fue poder ver a los parapentes sobrevolar el impresionante lago de Annecy mientras almorzábamos al sol.

El Castillo de Miolans y las Olimpiadas del 92

Tras unos días de descanso, hemos vuelto de las vacaciones de Semana Santa con las pilas bien cargadas. En unos pocos días de clase nos hemos hecho, de nuevo, a la rutina escolar y ya hemos tenido nuestro primer fin de semana del Tercer Trimestre, el cual ha sido muy cultural. Por primera vez en la historia del colegio, los alumnos de SEK Les Alpes han tenido la oportunidad de pasear por un castillo, así como visitar el recién reformado museo de los Juegos Olímpicos de Albertville.

Situado en el departamento de Saboya, entre los ríos Isere y Arc, el castillo de Miolans fue construido en el siglo XI y ha sido escenario de múltiples batallas. Se trata de una fortaleza bien conservada y que ha cumplido múltiples funciones a lo largo de la historia como feudo de la nobleza, prisión o residencia privada.

El castillo se encuentra en un alto a 550 metros sobre el nivel del mar, cuenta con paredes defensivas, cuatro fosos, 5 puertas, dos gradas de asedio y tuvo 2 o 3 puentes levadizos. Se trataba de una fortaleza inexpugnable y fue conocida como la «Bastilla de Saboya» o la «Bastilla de los Alpes».

Tras comer junto a un lago, donde los niños tuvieron la oportunidad de relajarse, descansar e incluso jugar un partido de rugby con los boy scout locales, nos trasladamos hasta Albertville donde visitamos el Museo Interactivo de los Juegos Olímpico de 1992. Entre gafas virtuales, vídeos y distintos elementos interactivos, los niños tuvieron la oportunidad de conocer un poco sobre la importancia de este evento para la región de los Alpes.

El domingo fue más tranquilito, como amaneció lluvioso y nublado, tuvimos dos horas de estudio por la mañana, y una hora y media de juegos deportivos por la tarde: el submarino, el pañuelo y los conos. Los niños tuvieron el resto del día para ellos: vieron películas, jugaros al fútbol, escucharon música, ordenaron la habitación, decoraron sus cuartos…

El Día de la Tierra

Este viernes 22 de abril celebramos el «Día de la Tierra» en SEK Les Alpes. Se trata de un evento internacional celebrado anualmente desde 1969 con el propósito de concienciar sobre la conservación del medio ambiente y las consecuencias del cambio climático en nuestro mundo.

Bajo el lema «Solo tenemos una Tierra» este año hemos intentado concienciar a nuestro alumnos sobre la importancia de las acciones, tanto individuales como comunitarias, para la conservación de nuestro planeta. De hecho, en clase de Biología hicieron hincapié en que está década es clave para la continua supervivencia de la Tierra y sus recursos.

Tras una pequeña introducción y explicación de la importancia de este día, hicimos una actividad interdisciplinar, con ambos cursos, entre las asignaturas de Biología, Ciencias Sociales y Arte. El objetivo del ejercicio era crear una figura artística mediante Land Art.

Land Art es una metodología, nacida en los años 80, que tiene como finalidad crear una unidad entre arte y naturaleza. El objetivo es que el artista utilice elementos naturales para crear una pieza artística sin dañar el medio ambiente y, a poder ser, ayudar en su conservación.